La Resiliencia en los futbolistas

En primer lugar tenemos que comenzar definiendo que es resiliencia. Según la psicología y la sociología, es la capacidad humana de afrontar situaciones límite con flexibilidad y lograr sobreponerse a ellas. En el caso de los futbolistas, ser resiliente es de suma importancia, ya que pasan constantemente por momentos difíciles, no todo es gloria y felicidad en sus vidas.

La perspectiva que tiene la sociedad con respecto al estilo de vida de un futbolista es muy clara, la gente considera que alcanzar la cima del éxito para cualquier jugador es muy fácil, no existe premisa más errónea. Ellos se encuentran en constante presión, luchan día a día por no solo ser los mejores sino también por mantener un puesto sumamente peleado y que con mucho esfuerzo han logrado obtener. Además, se debe de tener en cuenta que no solo cuentan con la presión interna sino también con factores externos como la afición, el director técnico, la familia y la competencia, por mencionar algunos.

Hace algunos años escuche a Marcelo Bielsa decir que la principal virtud de un jugador es la capacidad que tiene su cuerpo para recuperar la forma original después de haber sido deformado. Los grandes jugadores logran superar inmediatamente el dolor de la derrota o cualquier dolor que le produzca el juego. Es ahí donde los verdaderos futbolistas saben reponerse de cualquier situación  y esto no es obra de la casualidad, ellos saben que al trabajar no solo la parte física y técnica sino también la parte psicológica, nutrimental, espiritual etcétera con profesionales en la materia como  psicólogos del deporte, nutriólogos, coaches deportivos y más pueden lograr dominar su mente durante el juego.

El dominio mental es un punto clave para ser competitivo. De la mano de los profesionales se enfocan los esfuerzos para lograr la concentración y superación de dificultades ajenas a la zona de juego.

La nueva generación de futbolistas en nuestro país ha ido trabajando cada vez más, sin embargo aún quedan cabos sueltos en cuestión de trabajo integral, ahí es donde los equipos de México deben trabajar más,  esa  es la diferencia entre lo jugadores mediocres y los jugadores campeones del mundo.

Si analizamos a profundidad al equipo mexicano, éste refleja miedo, temor, duda y falta de decisiónen la cancha; un ejemplo claro es la última copa confederaciones,en la que jugamos semifinales contra el último campeón del mundo. El futbol del equipo mexicano desaparecióen los primeros minutos del partido y todo esto debido a la falta de preparación psicológica y concentración previa al encuentro; al producirse la primera anotación de la escuadra alemana los jugadores mexicanos se vinieron abajo, demostrando así su falta de resiliencia y la nula capacidad de sobreponerse a los problemas.

Es por ello que tenemos que trabajar más en este aspecto no solo en los equipos de primera división sino en cada uno de los equipos que existen en nuestro país. Si queremos competir con países que planean estrategias integrales desde los equipos infantiles y fuerzas inferiores , debemos adoptar el uso de estrategias y planeaciones para la competitividad del jugador, debemos enfocar esfuerzos en la salud mental del jugador a través de un psicólogo deportivo, la alimentación a través de un nutriólogo, la recuperación a través de un fisioterapeuta  para lograr superar cualquier situación y lograr lo que siempre todos hemos buscado, ser campeones del mundo.

La resiliencia es sin duda uno de los másgrandes valores que el deporte aporta a la sociedad como herramienta para adaptarse, atravesar y superar momentos de crisis,  saliendo siempre reforzado  a nivel mental y emocional.

Saludos a todos,

DT María Fernanda Lozano Leal